¿Qué pasaría si...?


Libertad es inventarse cada día. Es la bella definición que nos regaló nuestro maestro algunos jueves atrás. También estuvimos aprendiendo acerca de la mente y sus contenidos.
A propósito de todo esto me estuve preguntando todo el día…¿qué pasaría si mi mente se quedase sin contenidos? ¿Qué pasaría si de pronto una mañana me levanto con la mente vacía? Todas mis funciones biológicas funcionan a la perfección, pero mi mente aún no tiene ninguna grabación, ningún aprendizaje, ningún conocimiento, ningún prejuicio, ningún recuerdo, ninguna imagen. Como un CD virgen.
Cómo vería mi casa…cómo haría para hacer esas tareas cotidianas que a veces (casi siempre) hago de forma automática sin pensar siquiera…cómo vería a la gente por la calle…cómo sentiría el cielo, las flores, los colores, los olores…¿Seguirían gustándome Brad Pitt, el olor a hierbabuena y el té de bergamota? ¿Seguirían sin gustarme las lentejas, las alturas y el ruido? ¿Seguiría escribiendo en este blog? ¿cómo me desenvolvería en un mundo a estrenar, sin conceptos, sin definiciones, sin etiqueta, sin aprendizaje, sin conocimientos?…¿cómo se arreglaría mi recién nacida mente para organizar los pensamientos, y acumular de nuevo datos y más datos? ¿Cómo se desenvolverían mis instintos si de pronto no supiera nada del funcionamiento de este mundo?
Aún no tengo las respuestas, tampoco sé si las tendré.
Lo que sí sé es que me sentiría un poco más libre…aunque libre, lo que se dice libre, ya lo soy, mi mente lo sabe...sus contenidos no.

14 comentarios:

iris 11:44:00  

Cuando hago meditación ... intento percibir esta sensación , ignoro la mente y tan sólo oigo los latidos y el sentir de mi corazón. Para mi es una forma de conectarme con mi esencia y descontaminarla de ego.Al leer tus palabras he recordado ese momento. Gracias por estar ahí , Hay una pelicula que se llama : "A PROPOSITO DE HENRY " , TE LA RECOMIENDO . Besos Virtuales . IRIS

Clematide 22:36:00  

¡Si! ahora recuerdo una escena que me enterneció, cuando su hija le enseña a atarse los cordones de los zapatos...uf! y él mismo la había enseñado a ella...
Muchas gracias Iris, por tu valiosa visita, y muchos besitos

Carlos 10:50:00  

¿Que piensas cuando no piensas? Si, también yo.
Besos

chati 17:30:00  

La pelicula es preciosa y el post tambien, te hace pensar bastante, aunque en mi reflexión pienso que si mi mente estuviera vacia por un dia, descansaria y me tocaria descubrir cosas que a diario hago de forma automatica y apenas me paro a disfrutarlas, ains que dilema. un beso guapetona

Clematide 23:20:00  

Jo Carlos, eres...ja ja ja ahí está en ese espacio donde las mentes pierden sus límites.
Eres increible...Gracias!

Clematide 23:22:00  

Pues sí, Chati, eso también pienso yo cuando pienso. A lo mejor es divertido ponerse a averiguar cómo hacemos lo que hacemos de esa forma tan automática.
Eres un sol, preciosa!!! gracias por venir siempre.

Monelle/Carmen 23:20:00  

¡Ya puedo entrar! Qué alegría.
Me siento bien, por que era frustrante no poder dejarte comentarios.
Una cuestión muy interesante la que planteas con la entrada. ¿Seguiríamos siendo los mismo o no? Qué difícil llegar a comprender esa situación, lo único que puedo llegar a pensar es en los pobres que padecen de amnesia, que no son ellos mismos, son maleables, hasta que recuperan la memoria. Interesante como te digo, y me deja con muchos pensamientos.
Besos y feliz semana amiga Loli.
Carmen

Clematide 22:53:00  

Ah! Carmen, qué gustazo tenerte de nuevo por aqui, espero que no haya más problemas cibernéticos, je je je. Es interesante plantearse de vez en cuando cosas así, poner la mente a trabajar en cuestiones...un tanto extrañas.
Muchas gracias por venir, preciosa!!!

Manel Aljama 17:44:00  

He leído algo de eso estos últimos meses. La verdad que no me gusta nada. Nuestra cultura y modo de vida no perfecto pero tampoco es malo. Perder la memoria, aunque sea de lo malo, no deja de ser una manipulación antinatural. Imaginemos que un asesino se olvida de lo que es y que se cree inocente... Es cierto que debemos evitar el rencor, perdonar y pasar páginas de las maldades que nos hacen pero de ahí, a vivir en el limbo hay un pase...
Se suele decir y se intuye que el "reset" de nuestra vida se produce al morir, así, al reencarnarnos, no damos la paliza con "mire ustez, yo fui presidente...", tengo entendido que no se borra todo, sólo los hechos, las sensaciones perduran...

Clematide 20:15:00  

Mi planteamiendo era un poco más cercano, quizá algo de andar por casa, más simple, más en lo espiritual. Aunque es cierto que no es nada simple una situación así. Es cierto lo que comentas, Manel,es un tema muy arduo para plantearse...
Gracias por tu aportación, como siempre enriqueces mucho...

Valentín Núñez Varas 19:36:00  

Para sentirse libre no es necesario vaciar toda nuestra memoria, sólo aquello que no nos sirve. Culpas, miedos y otras hierbas son las que nos impiden actuar y mostrarnos como realmente somos. Por el contrario, hay mucha otra información que es la que nos permite ir creciendo y avanzando en el camino que cada uno debemos recorrer. Si nos "reseteáramos", volveríamos siempre al principio. Me ha parecido una excelente reflexión, gracias!

Clematide 22:50:00  

También tu reflexión me hace pensar...sobre todo eso de que si nos reseteamos volveríamos al principio...
Muchas gracias por tu aportación, Valentín.

Anónimo 21:08:00  

Dejar la mente en blanco es facil...
Lo dificil es reactivarla donde lo dejaste sin que se pierda un solo recuerdo.
A mi particularmente,prefiero recordarlo todo...
Sobre todo lo bueno de la vida.
Solo que para recordar lo bueno tambien tienes que acerlo con lo malo.
Que es la vida sin la muerte...?
Que es la falicidad sin la amargura...?
Que es la libertad sin las ataduras...?
Que es la luz sin la oscuridad...?
Que es la luna sin el sol...?
Es mejor vivir la vida en su esencia.
FD.
Un amigo.

Clematide 22:33:00  

Eso es lo bueno de este lugar que se pueden tener opiniones diferentes sin consecuencias! ja ja ja.
Gracias por dejar tu reflexión, anónimo!

Ramillete de palabras

Si has llegado hasta aqui, es porque el amor no conoce fronteras ni límites.

Datos personales

Mi foto
Aprendiza de la vida