Altamente recomendado


Cada persona tiene su don. Estoy convencida de ello.

En algunas personas es como si lo guardaran celosamente y con el tiempo suficiente descubrimos cualidades y aptitudes que ellas mismas consideran algo natural y con frecuencia no valoran pues vivió siempre con ellas.

En otras personas es más evidente. Solo hay que echar un vistazo a los frutos de su creatividad, de sus movimientos, de cualquier cosa que hacen, y se ve automáticamente ese sello personal y único que solo ellas saben imprimir.

Es el caso de Carlos. Allí donde llega con su particular visión y su cámara, pone arte, pone luz, pone vida, pone un barniz especial que hace que la imagen que atrapa quede para siempre jamás realzada como una secuencia única de la vida. Su don es rescatar un momento sencillo de la vida cotidiana para hacerlo formar parte de otro mundo lleno de color, matices, brillo, y magia.

Como ocurre en los cuentos cuando la princesa rescata a la ranita de la vulgaridad para convertirla en príncipe.

Su blog y sus fotos aqui...la visita merece la pena.

4 comentarios:

Monelle/Carmen 10:16:00  

Seguí tu recomendación Loli y me di una vuelta por allí, me encantaron la de los animalitos sobre todo. Besos.
Carmen

chati 13:58:00  

si que son bonitas las fotos. Como te conozco doy fe de que estas llenita de dones, mil besos

Clematide 22:05:00  

Gracias, Carmen. Precisamente tú sabes bien de dones, no solo en la fotografía...uf! en un momento me acuerdo de tus fiestas de disfraces...tu creatividad, eres increible, y escribes como los ángeles. Suerte la mía de conocer tantos artistas.
Te quiero mucho preciosa!

Clematide 22:08:00  

María eres un cielo por pensar eso. Tendría que dedicar un día entero a enumerar los tuyos, bueno, hay que pasarse por tu blog para hacerse una ligera idea, y los mejores están dentro de ti, yo he podido verlos.
¡Gracias encanto!
(por cierto, tengo ganas de que se organice esa super cenita!)

Ramillete de palabras

Si has llegado hasta aqui, es porque el amor no conoce fronteras ni límites.

Datos personales

Mi foto
Aprendiza de la vida